SIN MIEDO

¿Habéis sentido alguna vez esos nervios en el estómago antes de una entrevista importante? ¿O al tener que hablar delante de un grupo de personas? ¿O al dirigiros a una reunión con un grupo de gente que no conocéis? Recuerdo una de mis primeras presentaciones en público: apenas duró 10 minutos, tenía que dirigirme a un grupo de directivos formado por unas 70 personas. Ensayé y volví a ensayar mentalmente mi presentación y, aún así, cuando empecé a hablar me sudaban las manos y mi voz temblab...
Más